¿Quién determina la calidad de un producto?

Cuando se habla de calidad, todos tenemos una opinión. Para algunos es:

  1. Lo más caro es lo más bueno.
  2. Las marcas más conocidas son las de mejor calidad.
  3. Lo más moderno es lo mejor.
  4. Lo hecho en el extranjero es mejor que lo hecho en el país.
  5. Las garantías determinan la calidad.

Tu opinión puede ser muy diferente a las mencionadas. La de tus amigos, compañeros y familia también son diferentes. Así que ¿quién tiene la definición exacta? ¿Quién decide cual es la mejor calidad de un producto?

Un ejemplo

En un curso que lleve hace tiempo, el instructor nos puso un ejemplo para determinar que es la calidad. Nos pregunto cual de dos pares de zapatos era mejor; si unos de piel fabricados en Italia o unos choclos de hule. ¿Tu que dirías?

La mayoría nos fuimos por el par de zapatos de piel, argumentando que eran de piel, a diferencia  de los de hule, eran diseñados en Italia, lo que les daba un plus. En cambio los de hule eran comunes y corrientes.

Después de las respuestas nos pregunto cuales usaríamos con un traje para una fiesta y cuales para trabajar en el jardín de nuestra casa. La respuesta es obvia ¿no? Con eso nos llevo a la conclusión de que la calidad la determina el uso que habremos de dar al artículo. Después de todo, no arruinarías unos zapatos de 3,000.00 arreglando un jardín, eso sería bobo.

¿Qué es la calidad?

La calidad (y esta es mi definición y opinión y puedes diferir de ella) no es más que el producto o servicio que cumple con el precio, tiempo de entrega y características que cubran una necesidad.

Lo del precio lo entendemos por el ejemplo que dí sobre los zapatos. Uno espera pagar bastante más por unos zapatos de diseñador que deseamos nos hagan lucir elegantes que por unos choclos que tienen el único propósito de protegernos del lodo y agua que vamos a encontrar en nuestro jardín.

El tiempo de entrega es algo que nos interesa y tiene un efecto sobre el precio y sobre el cuando vamos a empezar a disfrutar el producto. Piensa en un traje o vestido. Puedes ir a una tienda y buscar uno que te guste y mejor te quede y pasar a pagar y llevártelo. Así de fácil y sencillo. Pero también puedes optar por mandarte hacer el traje o vestido, lo cual implica hacer la cita para la toma de medidas, escoger el modelo y tela a usar. Después vienen las citas para probártelo y hacer algunos cambios. Todo este proceso lleva días. ¿Por cual te inclinarías?

La necesidad que tengas determina el precio, el tiempo en que quieras tenerlo y las características que debe de tener para cubrir esa necesidad. En resumen

“La calidad la decides tu”

Tú eres el comprador, tú decides que necesitas y que es lo que va a cubrir esa necesidad. Solo tu sabes cuando lo necesitas y también, solo tu sabes cuanto estas dispuesto a pagar.

¿Sorprendido? No lo estés. Nosotros tenemos el poder, pero nos han estado programando para olvidar ese poder. Úsalo. Investiga, compara y elige, solo así serás un Comprador Inteligente.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Deja una respuesta

Tu email nunca se publicará.

CommentLuv badge

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.